Uncategorized

camiseta liverpool falsa

Intentaremos ahora comprender cómo debe ser la adecuación de la «defensa en zona» y de la «defensa hombre a hombre» frente a esa intención de hacer el «campo pequeño» a la hora de defender. Para nosotros no es un drama, porque sabemos cómo posicionarnos en función de los diferentes sistemas que el adversario pueda presentar. En cuanto a la «defensa individual», parece tratarse, en el fondo, de una exageración de la lógica subyacente a la «defensa hombre a hombre», siendo muchas veces la referencia adversario directo substituida por la referencia «adversario atribuido por el entrenador». Y, si así es, la lógica sólo puede ser teorizar sobre la práctica, esto es, partir de la práctica para llegar a teorías. Esto implica un crecimiento cultural por parte del equipo y del jugador en cuanto a la forma de «jugar» que se pretende. Por esto, las coberturas pueden verse comprometidas, pues Jesualdo pretende que sus jugadores «marquen encima» en las zonas próximas al balón y, si es así, los jugadores pasen a estar pendientes del posicionamiento y movimiento de los rivales (la referencia adversario directo pasa a ser prioritaria). En la misma línea de pensamiento, Sánchez Martín (2002) refiere que, desde su punto de vista, se juega mejor ofensivamente contra equipos que hagan «marcaje hombre a hombre», en la medida en que eso permite llevar a los jugadores adversarios para zonas que nos interesan y así crear espacios libres.

«campo pequeño» cuando los adversarios están, de partida, en disposición de «campo grande»? No queremos dejar de subrayar que, para nosotros, no llega con reconocer la importancia de que se haga el «campo grande» para atacar y el «campo pequeño» para defender. En ese contexto, en el punto 2.2.2. intentamos evidenciar dos nociones – las nociones de «campo grande» y de «campo pequeño» – que, consideramos, pueden dar respuesta a esa necesidad. Nos parece difícil. Recordamos que el objetivo de hacer el «campo grande» es aumentar las distancias entre los jugadores adversarios y, de hecho, la lógica de funcionamiento de la «defensa hombre a hombre» parece no contrariar esta idea (como sería de suponer). Debido a la temporada pasada comenzó , equipaciones de futbol baratas había sido setenta y cuatro a los jugadores de treinta y cinco países . Con cinco tiendas distribuidas a lo largo del territorio nacional, Fútbol Factory es uno de los líderes en España. La pasión por el juego, así como el entusiasmo por los clubes y equipos internacionales, es un interés compartido por cientos de millones de personas en todo el mundo, independientemente de si lo llaman fútbol o soccer.

Para Garganta (1997), las acciones de pressing implican “una oposición activa, i.e., la búsqueda activa y rápida de la posesión de la pelota por todo el terreno de juego, creando superioridad numérica alrededor del portador de la pelota”. “Alargar el terreno de juego . «alteramos» el espacio de juego, «alteramos» igualmente el tiempo de juego. Después, quien sufre es la calidad del juego, máxime por la cantidad de tecnócratas que, inconscientemente, no hacen más que empobrecerlo. La cantidad debe ir asociada a la calidad. En una lógica inversa, cuando defiende, “el equipo debe hacer el «campo pequeño», debe procurar «oscurecer» el juego, reduciendo el espacio de juego al equipo adversaria. Mourinho (1999a) destaca aún que, si el equipo no consiguiese hacer ese «campo grande», la creación de espacios sería completamente imposible de hacer y estaría limitando muchísimo los espacios entre líneas, espacios donde tanto el triángulo del medio campo como los dos extremos serían realmente fortísimos. ”. Está así creado, en un plano teórico, un conflicto de intenciones: el ataque (la organización ofensiva), para intentar superar a la defensa (la organización defensiva adversaria), debe procurar hacer el «campo grande» y así crear espacio y tiempo para realizar sus acciones táctico-técnicas; la defensa, para dificultar el ataque, debe procurar hacer el «campo pequeño», creando superioridad numérica junto a la pelota y reduciéndole el espacio y el tiempo en el campo.

La idea es tener los sectores próximos entre sí y conseguir superioridad numérica junto al balón” (Frade, 2002). En la misma línea de pensamiento, Bangsbo y Peitersen (2002) afirman que “un equipo con un buen funcionamiento se comporta como una unidad compacta a la hora de defender”. Al igual que la presión avanzada: el Sporting la empleo, pero tiene muchas dificuldades para ponerla en práctica porque da la idea de no aceptar todos los conceptos y de intentar ser cauto contra algunos. Carvalhal, Camacho, Guilherme Oliveira y Rui Quinta parecen coincidir enteramente con esta idea. Por lo tanto, tal como señala Rui Quinta, “cuando hablamos de zona, hablamos siempre de una relación de unos con otros en cuanto a las coberturas y de reducción de los espacios. “En el fútbol, la ocupación racional de los espacios es fundamental, así como la profundidad y el ancho del juego.” (Mourinho, 2004) Para Garganta (1997), en un partido de fútbol, aunque el cuadro del juego sea organizado y conocido, su contenido es siempre sorprendente, imprevisible, incierto y aleatorio.

Conviene recordar que Mourinho destaca que su equipo procura hacer presión en profundidad con seis líneas y esto está también íntimamente relacionado con el equilibrio ofensivo perspectivado por el modo como se desarrolla la transición defensa-ataque. Queremos con esto evidenciar que la forma cómo se defiende dependerá de como se desea atacar. Si, por otro lado, él estuviese concentrado y presionase al guardameta, esto permitiría que el equipo ganase un espacio importantísimo, en la medida en que el espacio se reduciría y las líneas se volverían a juntar. O sea, se caracteriza esa forma de organización defensiva por una suma de acciones individuales no coordinadas colectivamente y apenas referenciadas a adversarios ( el tal «juego de pares» donde el equipo busca «encajar» en el adversario), en la que ni la coherencia de movimientos del equipo, ni la ocupación racional del espacio de juego nos parecen posibles. En el fondo, replicas camisetas futbol es la lucha incesante por el espacio y por el tiempo que Garganta refería. Es preciso, después, que estas dos intenciones se constituyan como principios del juego, los cuales sólo se manifestarán como regularidades del esquema de juego del equipo cuando sean debidamente entrenados y aprehendidos por el mismo. Los otros corren, no corren sólo por correr, están a la espera de un pase que les llegue.

Si usted adoraba este artículo y también le gustaría recibir más información sobre camisetas de futbol baratas 2021 por favor visite nuestro propio sitio.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *